fbpx
Salud

El virus gana velocidad en Madrid como foco principal

La primera semana de septiembre, que las autoridades ­sanitarias temían desde hace meses como el punto de partida de una probable segunda oleada de contagios en otoño, se presenta peor de lo esperado. El avance real del coronavirus a partir de las infecciones futuras que se originen por el incremento de la movilidad laboral y la vuelta al colegio se conocerá en las semanas próximas, pero el estado actual de la pandemia ya dispara las alertas. Madrid, que tiene un 14% de la población, acumula casi un tercio de los casos detectados en España y pone en cautela la atención hospitalaria.

Las cifras que ayer reportó el Ministerio de Sanidad con los ­datos que le proporcionan las ­comunidades autónomas ponen el foco cada vez más intenso sobre la capital. En toda España se contabilizaron nuevos 8.551 contagios de coronavirus, de los que 3.663 fueron diagnosticados ayer mismo, y el 37% de ellos fueron en Madrid, que también registró el mismo porcentaje de los 177 fallecimientos por Covid-19 ocurridos durante la última semana.

El Gobierno madrileño reportó 2.401 positivos nuevos, de los que 1.362 fueron confirmados el martes. Pese a la forma en que progresa la epidemia en Madrid, con más de 15.000 casos positivos en solo una semana, la presidenta de la comunidad, Isabel Díaz Ayuso, afirmó ayer durante una entrevista en EsRadio que la situación “no preocupa desde el punto de vista hospitalario”.

Mantuvo el mismo discurso optimista el consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, que admitió ayer en Telemadrid el fuerte incremento de casos de Covid-19, pero lo atribuyó a que “Madrid ha aumentado muchísimo su capacidad diagnóstica” y descartó un problema asistencial porque el sistema sanitario “ahora mismo está a un 15% de su capacidad máxima en cuanto a camas de hospitalización y camas de UCI”.

Progresión acelerada

La capital registra 1.362 nuevos casos, más de un tercio de todos los de España

Los datos que publicó ayer el Ministerio de Sanidad confirmaron que Madrid es la autonomía que soporta más presión en sus hospitales, con 2.104 personas ingresadas por Covid-19.

Aunque la capacidad de atención hospitalaria en Madrid tiene todavía mucho margen, solo la cifra de ingresos del martes, 285 personas, ya representa un 13,5% de todas las que se encuentran hospitalizadas en este momento. El problema no son las cifras actuales, sino que la tendencia siga esa progresión.

Fuera de la situación epidemiológica, Díaz Ayuso entró de lleno la controversia política a la que se ha abonado el PP con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que el martes expresó su preocupación por la situación epidemiológica madrileña. “Yo no he conocido en ningún otro país del mundo que el presidente arremeta contra su capital”, señaló Ayuso durante una entrevista en EsRadio. “En cualquier país –añadió–, si se cae la capital, se cae todo detrás”.

Pero la realidad ofrecía una nueva polémica asociada a la gestión de la pandemia del Ejecutivo madrileño al convocar a última hora del martes a miles de profesores para hacerse pruebas serológicas. La consecuencia fueron larguísimas colas frente al instituto Virgen de la Paloma de Madrid, el único centro en el que se tomaban las muestras. Después de horas de espera de esa multitud de personas congregada en las calles sin la necesaria distancia de seguridad fue desconvocada. La cita a los docentes quedó pospuesta hasta mañana viernes.

Optimismo
Díaz Ayuso asegura que no preocupa la situación hospitalaria, con 285 ingresos en un día

El Ejecutivo madrileño se propone hacer esas pruebas –menos efectivas que los PCR pero más rápidas– a unos 10.000 profesores antes del inicio del curso escolar. Sindicatos y profesionales calificaron la convocatoria como una irresponsabilidad.

A partir de las cifras de Madrid, el ministro de Sanidad, Salvador Illa, se reunió ayer con los consejeros de salud madrileño y con los de las comunidades limítrofes de Castilla-La Mancha y Castilla y León. El objetivo es coordinar las acciones para tratar de contener los contagios y evitar su extensión entre la zona metropolitana de la capital y las áreas con las que comparte mayor movilidad.

Fiel a su línea, Illa mantuvo un tono despolitizado sobre la situación y la actuación del Gobierno de Ayuso. “Ahora Madrid tiene un incremento de casos importantes. (…) Pero yo estoy en una comunicación muy fluida con el consejero de Sanidad de Madrid y me consta que están tomando las medidas adecuadas para estabilizar esto”, dijo en Antena 3.

La tendencia en Catalunya es de cierta contención. Salut publicó ayer un aumento de 627 nuevos casos confirmados, 109 menos que el martes, y 12 fallecidos. El riesgo de rebrote baja de 190,74 a 185. El índice de propagación, el número de personas que contagia cada individuo infectado, pasa de 1,05 a 1,01.

Fuente: La Vanguardia

Mostrar más
Botón volver arriba