Opinion

Día del Trabajador 2019: ¿por qué se lo celebra un 1 de mayo?

Al momento de hablar del 1 de mayo, el Día del Trabajador 2019 tiene un antecedente determinante, porque antes los obreros dedicaban muchas más horas al día al trabajo, pero una bisagra en la historia de la humanidad fue la clave para que el slogan «ocho horas para el trabajo, ocho para el sueño y ocho para la casa» se convirtiera en un estandarte de lucha en un mundo muy distinto a fines del siglo XIX.

¿Por qué? Porque para entonces, los empleados en los Estados Unidostenían que cumplir agotadoras jornadas de 12, 16 y hasta 18 horas, con la única salvedad y no en todos los estados, de una persona podía no trabajar más de 18 horas seguidas sin una justificación. Sí, aunque parezca increíble, en ese entonces el mundo funcionaba de esa manera. Ah, y la multa por obligar al empleado a esa interminable jornada era de 25 dólares.

Es así que el movimiento obrero organizado tuvo su momento épico el 1º de mayo de 1886, fecha que marcó un antes y un después en la historia instaurando el Día Internacional del Trabajador gracias a los Mártires de Chicago. A fines del siglo XVIII, los obreros comenzaron a reunirse para oponerse a las consecuencias negativas que trajo la Revolución Industrial en Gran Bretaña.

En 1868, el presidente estadounidense Andrew Johnson había establecido por ley la reducción de la jornada laboral a 8 horas tras varios años de reclamo, pero como suele suceder en el mundo moderno, los empresarios se oponían a esto, no lo aplicaron de inmediato y esto generó mucha resistencia.

Fue así que con epicentro en Chicago, los reclamos se propagaron por todo Estados Unidos. La protesta comenzó con cerca de 80 mil personas para terminar en cerca de 5 mil huelgas en toda la nación con medio millón de trabajadores en alza. La historia cuenta que entre reclamos e incidentes, en Haymarket Square una persona que nunca fue identificada arrojó una bomba incendiaria contra las fuerzas policiales que mató a 7 policías e hirió a 60 uniformados.

Las fuerzas de seguridad reprimieron con disparos, dejando un saldo de muertos y heridos entre los trabajadores. Por los graves acontecimientos, 31 personas fueron enjuiciado por el hecho el 21 de junio de 1886. Ocho de ellos fueron condenados, dos de ellos a cadena perpetua, uno a 15 años de trabajos forzados y cinco a la muerte en la horca. El proceso estuvo plagado de irregularidades y no se respetaron las garantías de los acusados.

Y como pasa hoy, la culpabilidad de los condenados nunca fue realmente probada. Un año después, se reconoció que el juicio no había respetado el derecho de los acusados y se perdonó a los sindicalistas que estaban detenidos.

Vale recordar que en París, en 1889, durante un congreso de la Segunda Internacional, se estableció el 1 de Mayo como Día del Trabajador para conmemorar a los Mártires de Chicago. Sin embargo, en los Estados Unidos y en Canadá celebran el Labor Day (Día del Trabajo) el primer lunes de septiembre amparado en un desfile realizado el 5 de septiembre de 1882, en Nueva York, organizado por la Noble Orden de los Caballeros del Trabajo.

Fuente: El Intransigente

Mostrar más
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar